MENOPAUSIA

La Menopausia es un periodo de transición natural en la vida de la mujer que anuncia el final del ciclo menstrual y la fertilidad y se manifiesta con importantes cambios hormonales.

La Medicina Tradicional China ofrece tratamientos efectivos para combatir los síntomas más molestos cómo los sofocos, el insomnio, la agitación, el aumento de peso…

Tomando como base una evaluación precisa de los síntomas y la condición física y emocional de cada mujer en particular, ofrezco en el Centro de Acupuntura Qí Ronda un tratamiento de acupuntura que es totalmente compatible con la terapia hormonal sustitutiva ofrecida por ginecólogos.  


¿Cómo funciona la acupuntura para combatir los problemas de la menopausia?

Según la Medicina Tradicional China las molestias durante la menopausia se originan cuando se pierde el equilibrio entre el Yin, la energía del frío, y el Yang, la energía del calor. Yin y Yang también se pueden traducir en hormonas. Al disminuir durante la menopausia la producción de estrógenos se origina una deficiencia de Yin, creándose un calentamiento relativo del cuerpo: sofocos y sudores.

Con la acupuntura intentamos suplementar esta deficiencia de Yin y hacer bajar el exceso de Yang estimulando determinadas terminaciones nerviosas con las agujas de acupuntura. Estas señales llegan al cerebro. El cerebro reacciona liberando determinadas hormonas que regulan de nuevo el desequilibrio energético que había.


¿Cuántas sesiones son necesarias para dejar de tener molestias?

Por supuesto que los sofocos no van a desaparecer después de utilizar una aguja, pero a menudo las mujeres notan ya después de una primera sesión que se sienten más tranquilas. Otras tienen menos cambios repentinos de humor o transpiran menos durante la noche, con lo que duermen mejor. A veces los sofocos desaparecen totalmente tras tres o cuatro sesiones y es suficiente con hacer un tratamiento de mantenimiento de vez en cuando para restablecer totalmente el equilibrio en el cuerpo. Otras veces hace falta más tratamientos, pero siempre se debe de notar mejoría después de cada uno de ellos. Si usted no nota ninguna mejoría después de tres o cuatro sesiones, es mejor que lo deje. Puede ser que no reciba el tratamiento adecuado o que su cuerpo no reaccione a la acupuntura.


Sin efectos secundarios

Una gran ventaja de la acupuntura es que no tiene efectos secundarios, como ocurre con la medicación. La acupuntura así mismo, también puede usarse como complemento a la posible medicación que usted esté usando.